Blogia
PETRA V.1.0

¿¿eRre.eSe.eSe.QUé?? - DOS DE TRES / medio

¿¿eRre.eSe.eSe.QUé?? - DOS DE TRES / medio o “Mi larguísima historia de como se me está echando la yegua”.

Tiempo estimado de lectura: 1 minuto para veloces, 1 segundo para precoces y 1 hora para disléxicos.

:: off the record: qué agradable, el café está humeante, huele bien. Amerita un cigarrillo ::

Ya en Chile, todo lo anterior ocurría en España y Argentina (cosas de un pasado nómade), me puse a estudiar Diseño y a trabajar casi al mismo tiempo. Ahí redescubrí de nuevo la magia tecnológica: el adorable Macintosh. Dio la casualidad que me tocó formar parte de esa generación que salió de la universidad con conocimiento acabado del Dr. Halo, el Paint Brush y, por mi trabajo, el PageMaker de Aldus. Volví a enloquecer. Hice investigaciones, escribí ensayos que jamás leyó nadie, experimenté hasta al hartazgo con las posibilidades que le “abría” la tecnología a los nuevos designers. Escribí sobre postmodernidad, que Lyotard, que Habermas, que McLuchan, Wittgenstein y la cacha de la espada. Mis profesores no confiaban. Waldo me decía que eso le sonaba a cuento de ciencia ficción: algún día una gran computadora dominará el mundo, me dijo una vez.

:: off the record: bajé un kilo gracias a la bronquitis, aún me sobran tres, pero me daré el permiso de comerme la barrita de chocolate -con almendras- que tengo escondido en el tercer cajón de mi escritorio ::

Mis habilidades poco comunes en el mundo de las “nuevas tecnologías” me abrieron puertas inmediatas en el mundo laboral mejor remunerado. Mi mano izquierda se endureció y olvidó la ilustración, talento que imaginaba me iba a dar un merecido espacio en alguna galería de arte (mi sueño era la Fundación Miró, en BCN). Y vino la locura del principio: cuando ya dominabas la versión 4.2.0, venía la 4.2.3, después la 4.5.2 y ya no sabías cuando iban en la 5.7.1. A pesar de eso, di clases en la universidad (por aquel entonces oficiaba de superwoman) sobre aprendizaje de softwares aplicados a los talleres de diseño. Por entonces, les decía a mis alumnos, debo acotar que algunos eran muy crueles: en verano se ponían unas poleritas muy provocadoras que dejaban lucir sus juveniles tatuajes, siendo que una es muy sensible, bueno, ejem, les decía que la tecnología era un ambiente, que ellos eran los pensantes, que Levy, que Virilio, que Piscitelli (ojo, link pesado, más de 3 mb), que Carson o Jobs. Ellos sólo me respondían que los equipos estaban antiguos y no funcionaban bien, que no se podía hacer nada y que porqué en Macintosh si estaba Windows. Es una duda algo trascendental que no puedo responder aún, me da lata pensar eso, prefiero pensar cosas más simples como de dónde venimos, a dónde vamos y tal.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres